top of page
damiani_nosotros-05.jpg
  • Martín Carrasco

El dato de la semana

La reciente baja de la calificación crediticia de la deuda de Estados Unidos (desde AAA a AA+) volvió a poner arriba de la mesa el debate sobre la hegemonía del dólar como moneda global. ¿Estamos frente al inicio de un mundo desdolarizado? ¿Existe un reemplazo?

Desde el final de la segunda guerra mundial, el dólar ha sido la principal reserva de los bancos centrales, y, si bien ha bajado en los últimos años, se estima que al día de hoy alcanzan el 60% del

total.


La moneda verde se utiliza en el 85% de los contratos financieros de comercio internacional y en el 40% de los pagos globales, según SWITF.


A nivel de mercados financieros, según el BIS, que es el Banco Central de los Bancos Centrales, en 2022 el dólar fue la contraparte en casi el 90% de las operaciones de intercambio de moneda.


La competencia que ha tenido el dólar se ha incrementado últimamente.


Por ejemplo, desde China parecería ser parte de su estrategia geopolítica para aumentar su influencia global. Pero también con la irrupción de las crypto divisas, donde los más entusiastas las

proponen como el reemplazo perfecto.


No obstante, diversas razones, entre los que se encuentran su amplio uso y la liquidez, nos hacen prever que un mundo sin el dólar estadounidense como moneda central es improbable por unos

cuantos años más.

26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

댓글


bottom of page